TURISMO ATLÁNTICO Y BARRANQUILLA

Tubará

Puerto Velero: Las playas del balneario de Puerto Velero se han convertido en un refinado destino turístico que brinda a los bañistas no sólo la belleza natural de su paisaje, sino además comodidad, orden y el espacio ideal para desarrollar actividades en el mar. Los quioscos de comidas, las garitas de los salvavidas, las casetas de artesanías y los baños tienen un diseño innovador.

Caño Dulce: Queda en una ensenada que protege las playas contra los sedimentos. Este balneario cuenta con más de 20 restaurantes que deleitan a los turistas con selectos frutos del mar: platillos exquisitos y como el típico lebranche y el pargo rojo. En las aguas profundas de esta playa aco¬gedora, carretera al mar entre Punta Castillejo y Cabo Raboazul, el buceador encuentra un mundo exuberante de corales, algas y plantas marinas.

Centro Cultural Rebeca Coll: Este sitio, muy cerca de la iglesia, está sobre un mirador que brinda a los visitantes una panorámica hermosa de las montañas y el paisaje de la región. En este centro cultural se exhiben elementos como vasijas, figuras abstractas trabajadas en piedra, y restos que pertenecieron a los mocaná. Entre los elementos curio-sos hay un cráneo humano de hace aproximadamente 600 años. Pero más que todo, el Centro Cultural Rebeca Coll rescata las raíces de Tubará y el legado de sus ancestros, que invitan a no olvidarse de ellos.

Corral de San Luis: Una piscina natural de agua cristalina, servida por una cascada de gran belleza y custodiada por la vegetación virgen de un bosque con amplia diversidad de fauna y flora, es la descripción más simple que puede hacerse de este paraje, uno de los rincones más hermosos de la geografía del Atlántico. Situado a cuatro kilómetros del casco  urbano  de Tubará, posee atractivos que seducen a los visitantes.

http://www.atlantico.gov.co/index.php/turismo/sitios-turisticos/7290-usiacuri

Usiacurí

Museo Julio Flórez: Está en la casa donde vivió y murió el poeta colombiano, convertida en museo.

Bosque de Lurisa: De 414 hectáreas, a 15 minutos en vehí­culo campero y a una hora de recorrido a pie, es el último bosque seco tropical de la región. Está bañado por manantiales ricos en diversos minerales a los que los pobladores les atribuyen propiedades. Medicinales. Decenas de esas fuentes de agua se encuentran diseminadas por toda la zona donde forman manantiales y arroyuelos de incalculable valor ecológi­co. Existe un sinnúmero de senderos por los cuales es fácil y divertido conocer el bosque. Entre las ramas más altas (cano­pios) es posible observar ardillas y mana­das de monos cotudos, endémicos de la región, lo que resulta de gran satisfacción para el senderista.

http://www.atlantico.gov.co/index.php/turismo/sitios-turisticos/7294-ponedera

Ponedera

Se encuentra hacia el sur y a sólo 39 kilómetros de la capital del Atlántico. Fue bautizado Ponedera por los nativos admirados del espectáculo de las tortu­gas que vienen del río a enterrar sus huevos en las cenagosas tierras de la región bañada por el Magdalena y la ciénaga del Uvero.

http://www.atlantico.gov.co/index.php/turismo/sitios-turisticos/7289-piojo

Piojó

Ciénaga del Totumo: Se trata de un gran espejo de agua con manglares y variadas especies de fau­na, especialmente aves. Se localiza en la parte occidental del municipio, en los límites con el departamento de Bolívar. El 85% de la laguna se encuentra en el departamento del Atlántico y el resto, en el de Bolívar.

Cerro La Vieja: A 3 kilómetros de la cabecera, ocupa 300 hectáreas, tiene alta biodiversidad y pre­senta una gran belleza paisajística. Abun­da el mono cotudo. Lo mejor de este pa­raje son los hermosos atardeceres.

El Palomar: (Reserva Natural) En 500 hectáreas de bosque seco tropi­cal secundario se disfruta de la biodiver­sidad y los bellos paisajes.

http://www.atlantico.gov.co/index.php/turismo/sitios-turisticos/7293-palmar-de-varela

Palmar de Varela

Por la Carretera Oriental, después de reco­rrer 27 kilómetros, se llega a este asenta­miento indígena que los abuelos solían lla­mar El Palmar. En esas épocas había una vasta extensión sembrada de palmeras, con una especie predominante, la de pal­miche o palma real, hoy casi extinguida en la región. La palma de coco, en cambio, parece multiplicarse por estos días. La cié­naga, tranquila, rodeada de vegetación y rica en flores silvestres, es ideal para la pes­ca. Más abajo, la ribera del río Magdalena está sembrada de árboles frutales, y prima durante el verano el dulce olor de los gua­yabates amarillos.

 

Luruaco

Laguna de Luruaco : Luruaco es conocido también por su la­guna de 430 hectáreas. De su ecosiste­ma forman parte el pueblo que reposa en sus orillas y una gran diversidad de flora y fauna. Se destacan los paseos en bote, la pesca y la práctica de esquí.

Juan de Acosta

Santa Verónica: Situada a 40 kilómetros -35 minutos- de Barranquilla por la vía a Cartage­na-, es una pintoresca población a orillas del mar. En quioscos y casetas se ofrecen platos típicos, refrescos y licores. Allí la naturaleza muestra todo su esplendor; el oleaje es suave, y las palmeras sembradas al pie del mar invitan a tenderse sobre una hamaca para sentir la brisa.

Parador Turístico de Santa Verónica: Está en la intersección vial de Río­mar con la Vía al Mar, aproximada­mente a 37 kilómetros de Barranqui­lla hacia Cartagena. En el lugar, distinguido por un gigantes­co sombrero vueltiao, símbolo de la Costa Caribe y de Colombia, funcionan un Punto de Información Turística y un servicio completo de baños, y se brinda una excelente muestra de la gastrono­mía atlanticense. Es el lugar apropiado para hacer un alto en el viaje, descan­sar y comunicarse, ya que además de todas las facilidades que ofrece para realizar una pausa, cuenta con la tecno­logía para las comunicaciones. La Gobernación del Atlántico, a través de la Subsecretaría de Turismo, le hizo entre­ga a la Fundación Sociedad Portuaria de Barranquilla, FUNDAPORT, este emble­mático lugar, para que se encargue de su administración.

Baranoa

La Rosita: Es el principal sitio ecológico. Estrella flu­vial para las tres vertientes del Atlántico.

Campeche: Dista de la cabecera municipal 9 kilóme­tros. Esta pequeña población es sede, cada año, del Festival de la Ciruela en marzo se vive el efímero reinado de la ci­ruela en cosecha, que es ofrecida de to­das las formas posibles: en dulces, vino, adornos, canastas y claro.

BARRANQUILLA

 

Barranquilla, oficialmente Distrito Especial, Industrial y Portuario de Barranquilla, es la capital del departamento del Atlántico, Colombia. Está ubicada sobre la margen occidental del río Magdalena a 7,5 km de su desembocadura en el mar Caribe. En 1993 fue organizada constitucionalmente en distrito especial, industrial y portuario. Es el principal centro económico de la Región Caribe de Colombia, entre las actividades económicas destacan el comercio y la industria. El establecimiento de la ciudad data de la tercera década del siglo XVII, cuando los sectores aledaños al río Magdalena se empezaron a poblar alrededor de mercedes otorgadas por la Corona Española. Durante la época de la Independencia, Barranquilla se distinguió por el apoyo de sus habitantes a la causa libertadora, lo que le valió ser erigida en villa en 1813. En la segunda mitad del siglo XIX adquiere importancia estratégica y económica al iniciarse la navegación a vapor por el río Magdalena, lo que le permitió convertirse en el principal centro exportador del país hasta la primera mitad del siglo XX.

Lugares destacados

Zoológico de Barranquilla

PARQUE CULTURAL DEL CARIBE

 

El Parque Cultural del Caribe es un complejo de unos 20.000 m2 que promueve el patrimonio natural, cultural e histórico del Caribe colombiano. Está situado en el centro histórico de BarranquillaColombia, y alberga el Museo del Caribe y sus instalaciones complementarias, como la Biblioteca Infantil Piloto del Caribe y una plaza pública con teatro al aire libre y zonas de juegos infantiles.

Casa del Carnaval de Barranquilla
DirecciónCra. 54 #49B-39, Barranquilla, Atlántico
 

Máscaras, disfraces y otros elementos relacionados con la máxima fiesta de la ciudad se aprecian en la Casa del Carnaval de Barranquilla, ubicada en el tradicional barrio Abajo. Allí un espacio interactivo que los visitantes disfrutan mucho es la Sala del Carnaval Elsa Caridi, donde se aprende sobre las manifestaciones culturales más representativas de estas celebraciones.

TURISMO CARTAGENA DE INDIAS
MONUMENTOS 

Originalmente fue llamada Boca del Puente y fue construida como entrada principal a la ciudad amurallada. Los arcos laterales eran utilizados como capilla y cuarto de armamento. Cuando concluye el cerramiento de Calamari hacia 1631, adquiere Cartagena, una puerta principal. Era el único ingreso a la ciudad propiamente dicha. Contra su angosta bóveda descargaba el puente que ya se conocía como San Francisco, por el convento en Getsemaní no diseño no era muy significativo, militarmente, la opacaba la vital puerta de la Media Luna, mucho más expuesta y mejor defendida. En el año de 1704 la puerta es de tres bóvedas a prueba de bomba, hoy todas abiertas, pero donde originalmente sólo la del medio servía para el transito ciudadano. Las dos laterales usadas como bóveda de armamentos y abrían exclusivamente hacia la central, de igual manera le fue dejado el espacio para finalmente colocarte el reloj.

TURISMO SANTA MARTA
SANTA MARTA

El mar Caribe y la nieve se encuentran para hacer de Santa MartaColombia un destino difícil de olvidar. La ciudad está ubicada a orillas de la bahía de Santa Marta sobre el mar Caribe, en las estribaciones de la Sierra Nevada, cuyos picos pueden verse en días despejados desde la playa. La capital del departamento colombiano delMagdalena,  que fue fundada en 1525, es una de las ciudades más antiguas de Suramérica.

Santa MartaColombia  es la ciudad más antigua de América del Surestá llena de una magia difícil de describir, su patrimonio arquitectónico inigualable, hermosos paisajes y un gran legado cultural con sus tesoros coloniales, hacen de este paraíso natural un destino ideal para disfrutar, conocer y recordar.

Aquí es posible tenerlo todo, la Sierra Nevada de Santa Marta, con una red de ecosistemas única en el planeta, y enigmáticos vestigios arqueológicos de la cultura Tayrona; las playas del Parque Nacional Natural Tayrona, enmarcadas por una naturaleza virgen y exuberante, reconocidas entre las más bellas del mundo.  

Espacios poblados por bandadas de loros, infinita variedad de aves y manadas de monos aulladores que informan con su bullicio a los demás habitantes de la selva la presencia de excursionistas; y un legado histórico, representado en la arquitectura y en las calles del centro histórico, un recorrido ideal para visitar la Catedral, los museos y el Malecón de Bastidas, donde además de conocer se puede gozar de un romántico atardecer en Santa Marta.

Cerca de donde nació Gabriel García Márquez, el padre del realismo mágico, Santa MartaColombia cautiva con planes de playa y cultura, entre otras opciones. Aquí los visitantes siempre encuentran qué hacer: bucear, practicar deportes de aventura y visitar playas donde la selva se junta con el mar; también, observar aves, hacer un recorrido histórico por la ciudad y visitar el corazón de la cultura Tayrona y sus tesoros coloniales.

Santa Marta cuenta con un legado histórico, representado en la arquitectura y en las calles del centro histórico, un recorrido ideal para visitar la Catedral, los museos y el Malecón de Bastidas, donde además de conocer se puede gozar de un romántico atardecer.

Playas, manglares, coralinos y arrecifes hacen parte del paisaje selvático que adorna el Parque Nacional Natural Tayrona, uno de los mayores atractivos que tiene Santa Marta. Esta reserva natural de aguas cristalinas, arena blanca y amaneceres surreales es considerada como una de las bahías más hermosas de América, un sitio apacible e ideal, lleno de un encanto natural, donde confluye el sonido del mar y el aire puro de las montañas de Santa Marta.

El Parque ofrece amplias playas, de las cuales las tres más conocidas son: Cabo San Juan, Bahía Concha, un hermoso balneario con cabañas y restaurantes; Neguanje y Cañaveral, con su zona de camping y unas deliciosas playas en medio de la exuberante naturaleza en Santa Marta.

Visita El Acuario y Museo del mar aprecia el mundo marino y la riqueza de la biodiversidad colombiana a 10 minutos del rodadero por via acuática en Santa Marta.

No te preocupes donde quedarte pues en Santa Marta encontraras muchos lugars donde dormir tales como Porto Bahia HotelHotel Catedral PlazaHotel TayboHotel Nueve GranadaPlaya las Marías entre otros mas.

Disfruta de las comidas tipicas de Santa Marta como el CHIPI CHIPICOMIDA DE MAR entre otras mas.

NAVEGA EN SANTA MARTA

 

Navegantes de todas partes han comenzado a descubrir que detenerse algunos días en Santa Marta hace más agradable su viaje. Esta zona, que se encuentra fuera del alcance de los huracanes, es privilegiada por tener playas poco concurridas donde es ideal practicar snorkel y otras actividades acuáticas. El clima seco ayuda al mantenimiento de los botes.

CIUDAD PERDIDA

Llegar a Ciudad Perdida es una aventura inolvidable. Construida hacia el año 700, es el principal centro urbano de la antigua civilización Tayrona y constituye uno de los yacimientos arqueológicos más importantes para la investigación de esta cultura. Aquí hay plazoletas circulares, escaleras, caminos y canales construidos en piedra que sirvieran de base a viviendas hechas en paja y bahareque.

En medio de la densa flora de la Sierra Nevada de Santa Marta y de su Parque Natural, se encuentra la Ciudad Perdida o Parque Arqueológico Teyuna. Su hallazgo tuvo lugar en 1976 por un grupo de investigadores, aunque ya un año antes un guaquero la había descubierto. Tiene alrededor de 13 hectáreas de área.

Cuando los tayronas vivían, los diversos pueblos indígenas de la Sierra Nevada de Santa Marta se comunicaban por medio de caminos de piedra. Habitaban bohíos circulares sin ventanas y con techos de palma sobre terrazas de piedra.

Lo sorprendente de la Ciudad Perdida es la complejidad de su arquitectura, que contempló un sistema de canales para transportar el agua lluvia por la población y las terrazas para conservar la fertilidad del suelo. También hay pinturas rupestres y petroglifos (dibujos grabados en piedra), entre los cuales la Piedra de Donama se destaca por las múltiples interpretaciones de sus tallas.

 
TURISMO EN CÓRDOBA
WELCOME TO MONTERÍA
BIENVENIDOS A MONTERÍA